Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

×

Flora y Vegetación

Ayuntamiento de Fuente de Piedra

Flora y Vegetación

Zona del CharcónLa Reserva Natural y los terrenos que la circundan cuentan con una amplia variedad de hábitats caracterizados fundamentalmente por el tipo de Vegetación natural o cultivada que desarrollan.

Desde el punto de vista florístico y corológico, la zona pertenece a la región mediterránea y está incluida en el sector Rondeño de la Provincia, siendo actualmente la cubierta vegetal dominante los cultivos arbóreos y herbáceos anuales.

El Area de máxima protección (Reserva Natural), contiene una singular asociación florística caracterizada por su alto grado de especialización, ya que debe soportar el encharcamiento del sustrato durante gran parte del año, la sequía estival y su alta concentración en sales.

Se trata pues de plantas carnosas, de tallo articulado y hojas de reducido tamaño que se les conoce vulgarmente por almajos y sosas (Salicornia sp, Suaeda ssp, Arthrocnemum ssp). De porte bajo no llega a superar el metro de altura y componen el estrato arbustivo de las orlas y tierras emergidas de la gran masa salobre.

A lo largo de la línea perimetral marcada por el canal circundante, aparecen bosquetes de taraje (tamarix Africana), pequeño árbol que no supera los 5 metros de altura y representa el único componente arbóreo por lo cual goza de gran valor ecológico.

También se intercalan en esta zona frecuentes carrizales que pueden alcanzar los 4 metros de altura, demostrando la baja salinidad existente en estas áreas comparada con los terrenos mas próximos a las orillas. Tarajes y carrizales forman pues el cinturón vegetal que, de modo casi continuo, rodean la Reserva.

Ya en la Zona Periférica de Protección predominan los cultivos de olivar y, en menor medida, de almendro y el trigo, cebada, avena, girasol y cártamo como especies mayoritarias de este territorio.

Laguna desde el Cerro de las LatasEntre ellos existen pequeñas parcelas de vegetación mesomediterránea, compuesta fundamentalmente por encinar en sus distintas fases de degradación, que varían desde el bosque esclerófilo con abundante sotobosque hasta el matorral o pastizal. Las especies de matorral mas conocidas son las Aulagas (Ulex sp.), Matagallo (Phlomis sp.), Jaras (Cistus sp.), Torvisco (Daphne sp.), Tomillo (Thymus sp.), Romero (Rosmarinus sp.), Retama (Genista Sp.), y Coscoja (quercus coccifera) entre otras.

Próximas a la orilla occidental pueden encontrarse pequeñas parcelas de Acebuches (Olea sp.), Lentisco (Pistacia sp.), un encinar (Querus sp.) adehesado junto a otro silvestre con todos sus componentes en el que se encuentra representada la vegetación potencial que debió existir cubriendo las vertientes de la Laguna.

Los Arroyos que recorren la región, contienen una interesante comunidad vegetal que, al desarrollarse en sus riberas se denomina ripícola, aunque bastante deteriorada por las continuas agresiones agrícolas, aun quedan restos de estos bosquetes que llegaban a formar umbrosas galerías cuando los arboles entrelazaban sus ramas altas. El principal componente arbóreo es el Olmo (Ulmus minoris) ademas del Taraje, Adelfa (Nerium oleander), carrizos y aneas (Phragmites y Thypha).

Igualmente las abundantes lagunas y encharcamientos que existen en la zona protegida, con diferentes grados de salinidad, junto con las completamente dulces, contienen una amplia gama de especies Hidrófilas o dependientes del encharcamiento casi permanente, entre ellas destacan los Juncos (Juncus sp), Aneas y Carrizos de alto poder descontaminante de agua con elevado contenido de materia orgánica.

También crece en esta laguna praderas de Ova (Chara sp) que representa un importante alimento vegetal de que se nutren numerosas especies acuáticas. Los Eucaliptos (Eucaliptus sp) que aparecen en algunos de estos encharcamientos son fiel reflejo de la intención de desecarlos.